Esteros del Ibera Corrientes Argentina

 Los esteros del Iberá (del guaraní y vera, “agua brillante”) son una amplia red de arroyos, riachos, pantanos, lagunas y bañados que abarca entre 15 000 y 25 000 km² en la provincia de Corrientes, en el noreste de la República Argentina; sólo superados en extensión por el Pantanal brasileño, forman el segundo humedal más grande del mundo, parte de un sistema hidrográfico mucho más extenso —el macrosistema del Iberá, de cerca de 1 300 000 ha— en el que se desarrolla un ecosistema subtropical de grandísima diversidad.

Gracias a su peculiar geografía y al difícil acceso, la zona cuenta con una rica y variada población animal. La fauna autóctona incluyen numerosas especies amenazadas para las cuales éste es uno de los últimos hábitats remanentes, entre las que se cuentan el ciervo de los pantanos (Blastoceros dichotomous), el venado de las Pampas (Ozotocerus bezoarticus), el carpincho (Hydrochoerus hydrochaeris), el aguará guazú (Chrysocyon brachiurus), el yacaré overo (Caiman latirostris) y negro (Caiman yacare), la boa curiyú (Eunectes notaeus) y el lobito de río (Lontra longicaudis), los monos aulladores (o carayás), así como una enorme variedad de aves. La icitiofauna también es muy variada y abundante, sobresaliendo los dorados, armados, surubís, pacús, mojarras, tarariras y palometas. La exuberante flora local incluye numerosas especies acuáticas como el camalote, y el irupé —que dan lugar al fenómeno de los embalsados, auténticas islas flotantes que complican la geografía de las lagunas— además de extensos pirizales

Los esteros y lagunas del Iberá y los ricos ecosistemas que los componen representan, , una de las áreas biológicas más importantes de la Argentina.

Este enorme sistema de Humedades, con una notable diversidad de especies vegetales y animales, constituye en gran parte el patrimonio natural correntino. Es por eso que con el objetivo primordial, de preservarlo y conservar sus recursos naturales, sus internacionalmente reconocidas bellezas escénicas, y la biodiversidad de sus ecosistemas, el Gobierno de la Provincia de Corrientes, creó la Reserva Natural del Ibera, el 15 de abril de 1.983, por ley 3771.

Tiene una superficie aproximada de 13.000 Km.2, que significa el 14,6 % del territorio provincial. La Laguna Ibera, que significa aguas que brillan, tiene una superficie de 5200 hectáreas y es una de las 60 lagunas que están dentro del ecosistema.

Cookie consent wordpress plugin